Arte Abstracto del Río de la Plata, Buenos Aires y Montevideo, 1933–1953

Museo Tamayo Arte Contemporáneo
Ciudad de México, México
Curaduría: Willie Kautz y Víctor Palacios
Mayo 2002

La muestra permitió, a partir de una revisión historiográfica, verificar las distintas aproximaciones teóricas y prácticas que consolidaron el modernismo en Uruguay y Argentina.

La distribución de la obra a lo largo de tres salas del museo respondió más a un aspecto formal y temático que a una secuencia cronológica; por ello la circulación se volvió más sugestiva que lineal, en donde se procuró la ruptura de ritmo a través de la composición y disposición de la obra en los muros.

Con lo anterior se pretendió generar en el espectador un mejor entendimiento de las transformaciones sustanciales que experimentaron las artes plásticas durante la primera mitad del siglo XX y, de tal forma, establecer puntos de partida que permitieran acceder a los diversos lenguajes y manifestaciones del arte actual.

El papel de los documentos en esta exposición requería una presencia y una identidad por si misma. De este modo, en una interpretación de aquel universo formal poblado de esferas, cilindros, espirales, planos inclinados y/o zigzageantes, espacios penetrados por diagonales que desafían la bidimensionalidad de la obra como centro de gravedad de la creación plástica, se propuso crear una serie de muros a diferentes ángulos que interrumpieran la continuidad lineal de la sala. En dichos muros, se colocaron mesas de consulta y vitrinas con la producción literaria dispuesta de manera alternada para que el visitante los percibiera dinámicamente al desplazarse por el área.